Mi rutina es extrañarte

7 Ene

Jose Souto fotografo

Extrañarte es vicio. Me despierto y me volteó lentamente hacía el lado de tu cama, para comprobar que ya no estas allí y las sabanas siguen perfectamente dobladas. Me pongo tus pantuflas y camino al baño para ver que tu cepillo amarillo se fue contigo, aunque me dejaste ese horrible perfume que nunca usabas.

El momento del desayuno es siempre critico, no hay un solo rincón en mi cocina que no este impregnado con tu recuerdo. La maquina de café expreso, que compraste para mi y que nunca use, sigue en la misma esquina, esperando a que vengas a llevártela. La nevera, ahora blanca inmaculada, me señala la época en que estaba llena de notas, recortes de periódico y cualquier cosa que necesitará un espacio en tu memoria.

Abro la ventana de la cocina y desayuno mirando a los transeúntes pasar. Todavía puedo escuchar tu voz recordándome la factura de la electricidad y lo perjudicial que es para la salud la brisa fría de la mañana, aunque en realidad era el ruido de la calle lo que no te dejaba concentrar en ese periódico o peor aún leerlo en voz alta. Supongo que pensabas que algunas de esas noticias me interesaban.

Vuelvo a mis cereales, con la certeza de que ya no estas y que no volverás. Si es cierto, soy adicta al placer que viene después de recordarte y saber que ya no estas.

4 comentarios to “Mi rutina es extrañarte”

  1. Gio 7 enero, 2011 a 2:56 pm #

    Me encantó tu post! Es muy real pero sin melodrama… Parece sincero. Gracias por compartirlo.

    • kcabrera3 7 enero, 2011 a 3:17 pm #

      Gracias… Es siempre un gusto escuchar palabras alentadoras.

  2. Eddy 5 abril, 2011 a 4:12 pm #

    Interesante tú página, pero no se por qué no cuidas la ortografía, principalmente la acentuación, si se trata de un post de literatura.

    • kcabrera3 5 abril, 2011 a 6:06 pm #

      Hola Eddy
      Bueno, mi blog no es sobre literatura es sobre escribir, expresarse, sumergirse en la mente y en la obra de aquellos autores que nos interesan y ver como logran personajes o historias tan entrañables.
      Sobre mi ortografía, me disculpo. Aunque concuerdo con Gabriel Gracia Marquez, que las formas no deberían ser un impedimento para que alguien pudiera expresarse, aun en publico. Haciendo el cuento corto, descubrí que era disléxica de adulta y por cosas del destino, entre a una clase de escritura creativa de PEN (ONG que promueve la libertad de expresión por el mundo) con gente que había sido tortura y que apenas sabían algo de ingles.
      Así que la realidad me golpeo, sacandome del estado de transe en el que me encontraba. Si, yo lo tengo más difícil y en ocasiones mi cabeza es una gran ensaladera donde nada esta donde debiera estar cuando de escribir se trata pero sentarme a escribir, leerlo en publico y poder expresarme, ya es un logro.

      Gracias por leerme
      Saludos
      KC

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: